Lo que revelaron sobre la explosión en envasadora que dejó 12 muertos

0
141

Licey al Media.- Con sus paredes totalmente teñidas de negro por el humo, sin puertas ni ventanas, permanece una de las viviendas afectadas por la explosión de la planta de gas de Licey al Medio, de la provincia Santiago, donde vivían seis integrantes de una sola familia, todos víctimas mortales del fatídico siniestro.

Se trata de los esposos Juan Francisco de los Santos, de 41 años, y Griselda Padilla Corniel, de 37, que compartían hogar con una hija de 11 años, Grismeilyn de los Santos Padilla, y otra hija de 15, Grissel de los Santos. Esta última procreó un niño identificado como Braiden Gabino de los Santos con su pareja, el joven Samuel Gabino Ulloa, de 18 años.

 

La casa, situada en la parte trasera de la estación de gas, está compuesta de dos habitaciones, un baño, cocina, sala amplia y galería, sólo quedan vestigios de los ajuares calcinados por el fuego, que penetró la vivienda el sábado en la mañana del 3 de octubre.

Una nevera reventada, igual que la estufa de los difuntos y un gabinete achicharrado, es lo único que hay en la cocina del hogar.