PRM prepara su rol opositor

3

Alfredo Freites
alfredofreitesc@gmail.com
El PRM, según dijo su presidente, José Ignacio Paliza, está cumpliendo con los acuerdos internos de preparar a sus dirigentes para las confrontaciones que se avecinan. Los altos dirigentes han desarrollado 34 charlas a nivel local e internacional donde mezclan los temas de organización interna con los puntos políticos de combate al gobierno.

Como principal partido de oposición el PRM tiene en uso una novedosa forma de hacer promoción interna y consolidar sus cuadros. En conferencias cerradas enfocan temas de interés nacional en la voz de altas personalidades de su partido que están trazando las líneas de combate.

El programa de difusión se desarrolla bajo el lema “El PRM que mezcla disertaciones con modernas técnicas de comunicación, para fijar los elementos técnicos políticos con los que denunciarán las actividades y acciones del gobierno peledeísta”.

En esta campaña se unen el vigor de los nuevos dirigentes como Carolina Mejía, que disertó en Boca Chica para cambiar el modo de hacer política en el país, y veteranos como Hugo Tolentino Dipp o Ivelisse Prats de Pérez, Ramón Alburquerque, Tirso Mejía Ricart, Eligio Jáquez, Orlando Jorge Mera y otros integrantes del inventario intelectual del PRM.

Entre los temas tratados por los disertantes están la situación de descalabro en que se encuentran los hospitales, la crisis de la seguridad social y otros servicios públicos que los perremeístas afirman son derechos sociales que el gobierno tiene la obligación de satisfacer a los ciudadanos y ciudadanas.

También cuestionaron la mala calidad del gasto gubernamental, el excesivo endeudamiento público, así como al régimen de impunidad y corrupción prevaleciente en el país mediante el cual altos dirigentes del PLD se apropian de cuantiosos fondos públicos que son sustraídos a la debida atención de las necesidades del pueblo.

Con estas acciones el PRM parece salir del letargo o absentismo que lo mantenía alejado de su misión política de encabezar la oposición al gobierno de Danilo Medina.

El PRM adolece de gastar los mayores esfuerzos en hacer campaña para buscar la Presidencia de la República en franco abandono de consolidarse como partido creando fuertes vínculos orgánicos entre sus miembros y dirigentes. Esta agrupación se ha caracterizado por una división de cuna entre Luis Abinader e Hipólito Mejía, ya que ambos aspiran la Presidencia del país.

No obstante los traspiés en la marcha, el PRM, tiene la marca opositora y está en vías de unificar su discurso

Compartir
Artículo anteriorEl salario emocional
Artículo siguienteLeonel-Candy